El significado de Sangha para mi

Evgenia at the Minzy University library.

Un viaje a Chengdu y vuelta

Por: Evgenia Edoutova

Traducido por: Laura Yoffe

 

Chengdu, la próspera capital de la Provincia de Sichuan en China es una ciudad con más de dos cientos años de historia. La ciudad siempre ha sido famosa por su prosperidad y por ser el hogar de matemáticos y poetas, con muchos templos, museos, y reservas naturales y. actualmente es bien conocida por los pandas.

Esta ciudad es significative para mi por mi maestro Chögyal Namkhai Norbu, trabajó en Chengdu durante un año (en 1954) enseñando  Tibetano en la Universidad Sudoeste para las Nacionalidades. Muchas personas me pidieron que les contara sobre mi viaje, por lo cual,  la cuarentena era el tiempo perfecto para tomar la lapicera.

En 2019, decidí ir a  China  trabajar , aunque esta historia comenzó antes cuando hubo un puesto vacante en China que capturó mi visión. Yo estaba planeando ir a algun lugar y luego se tornó más claro que la vacante era en Chengdu. Yo tenía muchas dudas , pero los preciados hermanos y hermanas de la Comunidad Dzogchen me dieron importantes palabras de  despedida. En particular, Svetlana Shavronskaya, de Sochi, quien habia trabajado en China por tres años, disipó las últimas sombras de mis dudas.

En mi vuelo a  Chengdu me encontré con Julia Artamonova, quien fue la traductora de Geshe Rinchen Tenzin y consideré que era un signo auspicioso.  Mi aventura habia comenzado .

La oficina de la compañía para la cual trabajaba estaba ubicada cerca de la Universidad para las nacionalidades donde Chögyal Namkai Norbu trabajó . Muchos tibetanos estudiaban allí y yo me sentía muy orgullosa que jóvenes tibetanos estaban estudiando la historia de Shang Shung y Tibet a través de sus libros.  Yo me encontraría con tibetanos más adelante.

La primera cosa que quise hacer al llegar era encontrar un  sangha, o al menos, alguien con quien conectarme. Mientras preparaba mi viaje , aunque no podia hablar chino, pude hallar información sobre retiros en el sitio web de Samtengar gracias a los sistemas de traducción modernos por internet .Estaba muy excitada sobre nuestra Comunidad difundida a lo largo de todo el mundo, aunque Chengdu no tenia ni un sangha ni un grupo de Danza del  Vajra con quienes practicar. Afortunadamente, en una pequeña ciudad llamada Deyang, a  60 km de Chengdu, encontré un mandala y un sangha que bailaba

Camino a Deyang encontré que el viaje en tren de alta velocidad era asombrosa . Recién me habia acomodado y tomado una notebook para tomar notas cuando vi que todos estaban bajando. ¡El viaje sólo duró 20 minutos! Lo principal es reservar un asiento con anticipación porque la gente en China tiende a moverse mucho , especialmente los fines de semana. Para volver del retiro reservé un asiento en clase business que era el último.

Tracy Ni, Instructora  internacional de la Danza del Vajra coordinó el curso. Quienes querían aprender este método inestimable venían a Deyang de distintas ciudades. Una mujer muy  alegre llamada Luna (los chinos usan nombres europeos) coordinó el retiro y yo me enamoré de ella, incluso aunque no podíamos decirnos ni una palabra sin un intérprete.

After the course on Vajra Dance with Tracy Ni.

A posteriori del curso de la Danza del Vajra con Tracy Ni.

Conté con mucha ayuda de Lucy, una arquitecta que habia estudiado en Europa, cuya visión era más europea y cuyo inglés era bueno. En general, tenía suerte con Lucy ya que después incluso fuimos juntas a Derge, el sitio donde nuestro maestro había nacido. Hicimos el viaje en octubre . Esos días eran el comienzo de mi experiencia de vivir en China. ¿Tenía añoranzas de mi hogar ? No, no era eso.

Pasé todo mi estadía en Chengdu y mis nuevas amigas de la Comunidad , Yushan, Wangyao y Sherry me cuidaban como su invitada. Yushan trabajaba en la ciudad y ella siempre trataba de encontrar tiempo para ir a un café y a caminar conmigo. Un día nos encontramos con dos personas de la Comunidad en una casa de té : eran  Niccolo, instructor de Yantra Yoga y Justin, miembro del Gakyil de la Comunidad de Pekín que habían retornado de Tibet oriental.Los dos hablaban muy bien en chino, lo cual yo no podía. Hababamos principalmente en inglés porque, con excepción de “gracias” y “hola” , yo no podía decir  nada en chino. Para mi, este encuentro fue un punto de retorno y fue muy claro para mí que viajar al lugar del nacimiento de nuestro Maestro no sería tan difícil como había temido, por lo cual, la idea de viajar a Derge nació en ese momento.

Finalmente hice ciertas conexiones en la ciudad. Wangyao fue muy gentil y caminó conmigo a la Universidad de las Nacionalidades y también me ayudó dándome consejos.Cuatro de nosotros hicimos juntos Ganapuja, sólo una vez,  en el día del cumpleaños de Rinpoche. Yo estaba acostumbrada a hacer Ganapujas en Rinchenling en Moscú con cerca de 100 personas , pero estaba feliz de tener compañía.

Como estaba acostumbrada a practicar en grupo, hacerlo sola fue una práctica en si misma. No era fácil conectarse con las prácticas a través de la webcast . La unica forma de conectarse en China es usando el  VPN, que tendía a caerse la mayor parte del tiempo. China tiene sus propias redes sociales y canales de comunicación que son terriblemente molestos. Pero los mensajeros locales trabajan muy bien en China. Ahora, tengo más grupos de distracción en WeChat, y también un montón de buenos contactos.

A fines de mayo,  Lorenzo Mitchell vino a Chengdu. Su hostel y su Proyecto “Liberaria” tiene base en Arcidosso, La Toscana, y es muy conocido en la comunidad italiana . Chengdu fue una parada en el viaje de Lorenzo hacia Kham. Esta fue otra reunión notable para mí y otra señal más que debía ir a  Kham. Previamente,  habia escuchado sobre de un monasterio  Dzogchen , pero parecía muy difícil acceder allí .

En junio, cuando finalize el semestre, inmeditamente comencé mi viaje a Gardze. Mis objetivos era : Adzom Gar y Derge, el sitio donde nació Chögyal Namkhai Norbu. Eso me dio las fuerzas para ir sola aunque no puedo decir que estaba completamente sola. Drolma,  amigo de  Yushan me acompañó y se convirtió en mi guardián.  Antes del viaje consulté con Justin y  Vince quienes me dieron buenos consejos. Yo aprecié realmente toda la ayuda que ellos me dieron.

En Garze hicimos danzas Tibetanas con Drolma, caminamos hacia un templo, y tomamos fotos. Antes de ir al templo, Drolma quería que yo comprara algo hermoso y tradicional. Según su punto de vista, su vestimenta europea no era la adecuada para ir a visitar un templo. Todos recordaban cómo Rinpoche siempre estaba tan bien vestido y como le pedía a todos que se vistieran bien y se vieran bien . Los tibetanos rusan vestimentas tradicionales muy hermosas e incluso en jeans se ven muy elegantes

En mi primera visita no puede quedarme en Adzom Gar porque la policía nos pidió que nos retiráramos antes de la medianoche. Por eso  decidí  volver en octubre.Sin duda alguna el mejor momento para ir es en verano y también en otoño. Durante el Verano es muy caluroso Chengdu, muy húmedo y denso. Octubre es más neutral, aunque comienza a helar en las montañas – Garze y  Derge están a casi  4000 m de altura.

Near Derge

En mi segunda visita fue más afortunada. Viajé con Lucy e incluso me manejé mejor para encontrar el área cercana al lugar de nacimiento de Rinpoche, aunque francamente hablando- no era el lugar exacto, pero no estaba muy lejos. Nos sentimos absolutamente contentos de haber llegado allí y cantamos el Canto del Vajra.

Mi segundo semestre en  Chengdu estuvo conectado a los tibetanos del Club Toastmasters (maestros de brindis)  , un grupo muy activo para los jóvenes modernos. Yo lo llamé “Emigrados a la Ciudad”. También es el slogan de un restaurant en Chengdu, el  Espacio Musical Drolmala fundado por tibetanos. Si uno está en Chengdu, deberá hallar tiempo para visitarlo al atardecer para oir música folklórica y comer una rica comida.

El Toastmasters es muy conocido a lo largo del globo. En Chengdu fue organizado para practicar básicamente inglés. Pueden imaginarse a mi maestro tibetano  Mewan que aprendió inglés allí  en sólo un año. Con esta compañia, mi vida en  Chengdu se tornó mucho más divertida. Al comunicarse con estas personas  fue maravilloso ver cuánto ellos se preocupaban por su cultura : por mantener su lenguaje , usar vestimenta tradicional y mantener vivas las tradiciones.

Himalayan Toastmasters

Desafortunadamente, no todos los tibetanos hablan tibetano. Los que crecieron en una ciudad hablan chino. Para estudiar su lengua nativa  tibetana tienen que ir a escuelas privadas y hacer cursos especiales.

Rinpoche a menudo hablaba acerca de la importancia de mantener las tradiciones de la cultura tibetana. Fundó el Instituto de Escuela  Médica Shang Shung y la Escuela de Lengua Tibetana y Traducciones , las Publicaciones  Shang Shung , la Fundación  Atiyoga ASIA. En la Comunidad  Dzogchen bailamos danzas  Khaita y cantamos canciones tibetanas. ¡Y debemos continuar estas tradiciones. !Estando entre tibetanos me di cuenta de la necesidad de saber el idioma tibetano. Bailando con los tibetanos al menos conocí algunos movimientos. Me hice la promesa de estudiar algunos cantos tibetanos que son muy hermosos.

Rinpoche creó muchos cantos para nosotros , y durante la cuarentena tenenos muchas posibilidades de estudiar y practicar juntos. Con las conferencias via internet y las webs podemos encontrarnos virtualmente con gente que conocimos antes en retiros y a otros que podemos ver por primera vez. El punto principal es que estamos todos unidos. Que la vida es perfecta. Que estamos contentos y sin miedo.

Definitivamente, regresaré a Chengdu y ya estoy haciendo planes para eso. En la Comunidad Dzogchen han prestado mucha atención a Chengdu en los años recientes a partir de maestros occidentales de la Comunidad Dzogchen que visitan y llevando a cabo cursos como también viajes para practicanes de la Comunidad Dzogchen occidental que visitan y siguen cursos allí organizados por Shang Shung UK y la Fundación  Atiyoga. En octubre del  2019, yo fui invitada a participar en la Dinámica del Espacio de los  Elementos , un evento organizado por Migmar y su equipo allí, que fue una experiencia memorable.

Por eso, encontrémonos y viajemos. Tenemos muchos GarsLings, y una gran y amplia Familia Vajra.

Deseo que cada uno viaje sin temores y extiendo mi infinito agradecimiento a todos los que me ayudaron y me brindaron su apoyo. Nuestra Sangha es nuestro tesoro.

Muchas gracias a Darren Littlejohn y Marina Shapiro por sus consejos y ayuda.